Landing logo

¿Tienes 18 años?

Catgirl es una comunidad con contenido adulto. Debes ser mayor de 18 años para unirte.

¿Cómo planear una sesión de fotos de escort?

¿Has decidido ser escort en Zurich o ser escort en en Ginebra? ¡Felicitaciones! Será una experiencia que puede resultar increíblemente divertida y liberadora; además de ser una fructífera línea de trabajo, sea esta tu ocupación principal o una actividad de medio tiempo a la que sacarás provecho. Puedes viajar a lugares hermosos, conocer y complacer a personas realmente interesantes y valiosas, ser retribuida con mucha generosidad; así como adquirir más autoconfianza y habilidades para la negociación. Además, podrás aprovechar un día lluvioso para descansar, y apartar algo de dinero para un retiro vacacional: ¡Puede ser genial!

¡Ser escort es un trabajo!

La cobertura mediática de esta industria oscila entre presentar el oficio como algo horrible y peligroso que existe únicamente en los sórdidos bajos fondos de las sociedades; o presentarlo como algo demasiado glamoroso que se trata de puro juego y nada de trabajo, un mero paseo que harás con bolsos Chanel y collares de diamantes. Ambos enfoques son poco realistas. Para la mayoría, ser escort en Suiza es una labor gratificante, sí, pero implica trabajo real: aquello que suceda antes de que te reserven una cita es muy importante. Si quiere más detalles puedes leer nuestro artículo sobre cómo convertirse en una escort en Suiza.

La sesión de fotos es una de las primeras cosas que una nueva escort debe hacer al entrar a la industria. Además, uno de sus primeros intereses debe ser mantener dichas fotos actualizadas, se recomienda hacerlo al menos dos veces al año; aunque lo ideal es hacerlo una vez por trimestre. ¡Son muchas fotos! Otros negocios tienen agencias de publicidad, directores creativos, estilistas, peluqueras, maquillistas, y modelos que apoyan en la exhibición de los productos con la mejor iluminación. Pero cuando llevas adelante tu propio negocio, tienes que ser y hacer todo tú misma.


Ejemplo de una sesión de fotos en vídeo

Elegir al fotógrafo

En Suiza los fotógrafos no son económicos. Los más cotizados de la industria cobran alrededor de CHF800 por sesión; y cuando incluyes los gastos de la locación, vestuario, etc, fácilmente estamos hablando de invertir unos CHF1’500 por sesión.

Los fotógrafos de la industria saben lo que hacen en términos de poses e iluminación, sabrán que eres una escort y no te harán sentir incómoda con el hecho de estar en el negocio o usar las fotos para comercializar; tampoco te preguntarán por tus datos fiscales, no te mirarán más de lo que deben mientras muestras lo mejor de ti; y te harán una entrega de fotografías muy profesionales y atractivas. Si estás apuntando alto en la profesión, la industria fotográfica es algo a lo que debes recurrir.

Sin embargo, en Catgirl.ch sabemos de algunos profesionales que trabajan muy bien a precios decentes. Si no quieres perder tu preciado tiempo buscando, déjanos un mensaje en el contacto de nuestra plataforma.

Una vez elegido tu fotógrafo, asegúrate de comunicarle lo que necesitas: ¿Quieres asesoría con las poses durante tu sesión o prefieres que te deje hacerlo por tu cuenta? ¿Tienes algunas imágenes de referencia que puedas compartirle? ¿Hay en esa galería estilos que amas u odias?

No olvides que tus fotos están destinadas a ser publicadas en directorios donde la competencia es fuerte. Puede ser bueno saber cómo crear un buen perfil erótico antes de hacer una sesión de fotos. Puede ayudarte a prepararlo mejor.



Elegir una locación

Tienes al fotógrafo y ahora necesitas una locación. ¿Quieres hacer la sesión en exteriores, interiores, o una mezcla de ambos ambientes? Decidirlo ayuda a tener clara la hora y el día de la semana para agendar la sesión de fotos. ¿Qué tan importante es la luz natural para aportar lo que necesitas al look que estás buscando? ¿Qué tan cómoda te sentirás en esa locación que imaginas? Ese tipo de preguntas debes considerarlas. En general, un buen fotógrafo tiene una idea de aquello que sería mejor para ti. Confía en él y en sus experiencias previas.

Las instalaciones de un hotel son una elección fácil para tener comodidad pero podrías llegar a sentirte un poco aburrida una vez que ya tienes varias versiones sólidas. Para hacerlo un poco más divertido, considera rentar un lugar de glamping al aire libre, contrata un jet privado o pídele prestado su bote a un amigo durante algunas horas. Haz tus fotos en la naturaleza, o busca un hermoso rooftop privado.

Elegir un tema

Crear contenido personalizado que le hable directamente a tu audiencia le gana a tomar fotos genéricas que gusten a cualquiera. Al elegir un target, tendrás clientes con perfiles aptos a aquello que quieres ofrecer: Lo haces más fácil para todos, pues tu target te busca y te elige; mientras que aquellos que no concuerdan con tus requerimientos pueden irse rápido a elegir a otra persona. Entonces, ya no eres sólo una hermosa morena de cabello castaño n.127; sino una mujer con cualidades atractivas únicas entre todas las demás.

Elegir un estilo

Cuando se trata de estilo, hay muchas cosas importantes a considerar. ¿Usas lencería o algo más casual? ¿Tienes un adorable look deportivo o un estilo ejecutivo y sensual? Siendo realista, ¿qué tantos looks puedes usar en el tiempo del que dispones en la sesión de fotos? ¿Cuáles de ellos son prioritarios y cuáles otros son, por el contrario, dispensables en caso de acabarse el tiempo? ¿Qué presupuesto tienes para tu guardarropas? ¿Con qué prendas cuentas, y cuáles necesitas comprar? ¿Quieres comprar la ropa para usarla con toda la libertad, o te sientes cómoda con la idea de alquilar prendas usando servicios como Rent the Runway? ¿Quieres usar los looks para quitarte piezas durante la sesión, o prefieres jugar al escondite al aire libre y ponerle un poco de acción al rodaje? ¿De qué forma combinarás ese look con los accesorios, zapatos, joyería, bolsos y otros elementos?

Si se verá tu rostro en las fotos, ¿qué maquillaje quieres? ¿Te lo aplicarás tú misma, o vas a contratar a alguien? ¿Ese maquillaje va a variar según cada look? Es más fácil si empiezas con un estilo natural que progresivamente se vuelva más glamoroso; o empezar con glamour e ir quitando capas de maquillaje.



Practicar las poses

Aunque hayas practicado modelaje durante años antes de convertirte en escort en Suiza, podrías asumir inocentemente que la sesión de fotos será un paseo. ¡Equivocado! A menos que tengas experiencia en modelaje en revistas para hombres, o quizás modelando trajes de baño; no es aconsejable asumir que sentirte cómoda frente a una cámara se traduce directamente en estar capacitada para posar en fotos de escort.

Te damos un tip sencillo: ensaya frente a un espejo. No te conformes con pensar en las posibilidades, practica físicamente haciéndolas frente al espejo para que puedas ver cómo debería sentirse el hacerlo bien. A veces las poses que se sienten más sexys no se traducen de esa forma en la imagen; y por el contrario aquellas que crees más tontas o incómodas se ven absolutamente sensuales. Si te quieres asegurar aún más, ensaya las poses con un trípode y tu cámara o teléfono inteligente.

Poco antes del rodaje

Si quieres mostrar el rostro, el cuidado de la piel en las semanas previas a la sesión de fotos es indispensable. No es el momento de probar nuevos productos ni rutinas; cada piel reacciona distinto. Así una crema funcione perfectamente para tu amiga, eso no garantiza que a ti te hará el mismo efecto. Concéntrate en cosas que ya sabes que funcionan para ti, y no olvides quitarte bien el maquillaje antes de irte a la cama. Hidrátate día y noche, y toma suficiente agua para que tengas un brillo en el rostro que funcione mejor que cualquier cosa artificial que le pongas.

Para cualquier persona, muestre o no su cara, es importante concentrarse en la buena salud antes del rodaje. Esto implica tener rutinas regulares de ejercicio, comer saludable, balanceado, y no exagerar con ninguna de estas cosas: la idea no es agotarte al tope con ejercicios ni matarte de hambre; al contrario, se trata de estar físicamente en forma, sana, fresca para la sesión de fotos. Forzar estas cosas es malo para ti a largo plazo, tu salud es más importante que cualquier fotografía; pero además de eso, debes verte realista en esas fotos. No es conveniente que te veas con muchos kilos menos de tu peso real, pues cuando llegue la hora de una cita no parecerás la misma persona de las fotos. Los potenciales clientes revisan esas imágenes para saber qué esperar en el encuentro físico. Confundirlos con las fotos no ayudar a nadie.

En fin, asegúrate de tener energía para el rodaje. Las sesiones rápidas pueden durar dos horas, pero la mayoría implica unas tres horas o más, especialmente cuando hay varias locaciones. Necesitas estar preparada para un reto físico, pues a veces hay que sostener las poses durante más tiempo de aquel cómodo para ti (hasta señalar tus dedos puede volverse agotador). Necesitarás temple para lograrlo sin agotar tus límites de energía. Si logras divertirte, esa sensación se verá reflejada en las fotos, por eso es importante que no te sientas exhausta en el proceso. Si puedes, tómate el día antes para descansar, llévalo light, para que tengas muchos ánimos durante la sesión.

Día de Preparaciones

¡Finalmente ha llegado el día de la sesión de fotos! Le invertiste mucho tiempo, dinero y esfuerzo a la planificación, y ahora llegó la hora de terminar este proceso con fuerza, asegúrate de lograr las fotos que quieres: aquellas que te garantizarán las reservaciones de los potenciales clientes.

Si tienes una sesión en la mañana, pon varias alarmas en varios dispositivos para asegurarte de no quedarte dormida. Planifícate para llegar al lugar al menos media hora antes, para que puedas acomodarte y tener un margen de error en caso de que quedes atrapada en el tráfico, o de que el tren se retrase mientras te diriges hacia el lugar. Come algo saludable que no te haga sentir pesada. No te saltes comidas para lograr mostrar un abdomen plano, necesitas energía. Hidrátate, prepara una lista de canciones que te haga sentir sexy y activa. También puedes hacer ejercicios de respiración o posiciones de yoga para relajarte. Asegúrate de vestir ropa cómoda y suelta para el set, de modo que los cinturones apretados o pantys muy ajustadas no dejen marcas en tu piel; y asegúrate de no tener ligas para el cabello en tus muñecas.


Ver otros artículos:


Facebook Twitter