Landing logo

¿Tienes 18 años?

Catgirl es una comunidad con contenido adulto. Debes ser mayor de 18 años para unirte.

Poliamor y libertinaje en Suiza

El libertinaje es bueno. Sin embargo, más allá del placer carnal es posible aumentar aún más la vida emocional y amorosa. El triolismo o las fiestas múltiples son a veces la rutina diaria de algunas parejas. Sin embargo, es posible pasar al siguiente nivel. En este caso, se pasa al poliamor.

El poliamor no debe confundirse con la poligamia, sino que es una forma más o menos reciente de construir el propio camino sentimental de acuerdo con las nuevas costumbres de nuestra sociedad.

¿Cuál es la diferencia entre libertinaje y poliamor?

Mientras que al libertinaje sólo le interesa el placer carnal, rápido e instantáneo, el poliamor se construye con el tiempo, como una relación amorosa clásica, en definitiva. “Poly” significa “varios”. Vives varias historias de amor al mismo tiempo, con total transparencia entre los implicados.

El poliamor es el Santo Grial para quienes buscan el amor. A partir del poliamor se consigue conciliar el placer carnal con la connivencia intelectual. ¿Cómo puedes aburrirte con varios amantes? ¿No es mejor tener varias relaciones para evitar el aburrimiento o el cansancio? Para los que les gusta disfrutar de la vida sin límites y a los que les gusta el placer carnal, ésta es la solución más adecuada.

El poliamor afecta a todas las orientaciones amorosas (gay, bisexual y heterosexual) y a todo tipo de relaciones (platónicas o no). Muchos poliamorosos son sapiosexuales totalmente desinhibidos. Como recordatorio, la sapiosexualidad es una orientación sexual que expresa el hecho de sentirse atraído romántica o sexualmente por una persona que se considera educada, culta o inteligente. Por tanto, el placer moral e intelectual es más impactante que el placer de la carne. Y sí, la inteligencia te hace sexy.



¿Dónde conocer a personas poliamorosas?

Hay varias formas de conocer a personas poliamorosas. Desde los sitios especializados en citas hasta los clubes libertinos, el poliamor se encuentra en todas partes. Sin embargo, hay que seguir algunas reglas importantes.

Ser franco con tu primera pareja es esencial. El paso más difícil es anunciar a tu primera pareja tu deseo de tener otras parejas. ¿Cómo se lo tomará él o ella? ¿Está dispuesto a aceptarlo? Todas estas son cuestiones que se plantean, pero que es absolutamente necesario abordar.

Ser siempre transparente. Esta es la regla que más hay que respetar. En todas las parejas o tríos poliamorosos, la comunicación y la transparencia son lo más importante. No debe haber lugar para la duda, porque los celos serían devastadores.

No ocultar los propios deseos. Ocultar tus verdaderos deseos puede ser perjudicial para el poliamor. Todo esto se puede resolver con conversaciones honestas y sinceras.

Saber a dónde se va. Con el poliamor no hay vuelta atrás. Muchas parejas no sobreviven a las relaciones múltiples. Ten en cuenta que esto puede tener consecuencias irreversibles en tu vida amorosa.

Para los amantes de los placeres carnales, pero también para los sapiosexuales, el poliamor es la combinación ideal. Estos solteros vitalistas y hedonistas son el blanco principal de esta singular forma de amar.

No cabe duda de que es complicado para las parejas normales embarcarse en una aventura poliamorosa. Sin embargo, una vez que el proceso está en marcha, si amas la vida y sus placeres, es un disfrute diario. Procura no saltarte ninguno de los pasos, pon la comunicación en el centro de su relación y se transparente para que tus relaciones extramatrimoniales tengan éxito.


Leer más artículos:


Facebook Twitter